La viralidad y el efecto Streisand, un fenómeno moderno aprovechado por los medios

Cuando la comunidad digital responde a un ataque viralizando lo que se desea ocultar

Internet Por: Jeremías G. Ruiz 13 de junio de 2018
efecto streisand article

Las comunidades en Internet producen respuestas a ciertos sucesos diría casi naturales. Es el caso de un particular efecto que lleva por nombre el apellido de una famosa actriz, cantante norteamericana, Barbra Streisand que, pretendiendo se elimine una foto de su mansión difundida por un fotógrafo, logró el efecto totalmente opuesto.

El fotógrafo Kenneth Adams se encontraba realizando fotografías aéreas para estudiar la erosión costera en California. Una de las fotografías mostraba en el cuadro la mansión de la actriz Barbra Streisand, quien luego de conocer sobre la publicación de la fotografía, demandó a Adams por US$50.000 y exigió que se retire la imagen del sitio del fotógrafo. La imagen apenas se había descargado seis veces del sitio del fotógrafo. Luego del revuelo mediático que generó la demanda, la fotografía terminó transformándose en una imagen viral con millones de descargas e innumerable cantidad de memes.

efecto streisand

Recientemente el efecto Streisand se ha visto en acción después de un fallo judicial por parte de la justicia española que multó a un joven internauta por publicar una foto montaje de Cristo. El efecto provocado por el fallo judicial y lo que se creyó un triunfo de la contraparte fue totalmente contrario al esperado. La foto montaje no solo no fue retirada de la web sino que avivó la respuesta de la comunidad de internautas.

 https://twitter.com/amargura_jaen/status/870686960024657921

El efecto Streisand se entiende como un intento de censura que las masas en Internet interpretan como un daño a su libertad de expresión o ataque hacia ella, según detalla John Gilmore, pero que a su vez, logra el efecto contrario a la censura provocando una explosión viral del contenido afectado.

El intento de remover o censurar un contenido determinado en Internet tiene como desenlace, dependiendo del caso, una furiosa reacción que multiplica el contenido censurado.

Los casos son infinitos y datan desde el 365 a.C. según Wikipedia, aunque el término haya sido acuñado en la modernidad y se le atribuya a herramientas de difusión como lo es Internet, las explicaciones sobre el fenómeno van desde la psicología hasta la naturaleza de las redes sociales.

Los medios aportan en gran medida a este fenómeno gracias a que aprovechan la explosión viral difundiendo el fenómeno, que a su vez se potencia al llegar a más público, creando una bola de nieve casi imposible de frenar.

El efecto ocurre muy seguido en mayor o menor medida, y detectarlo en su fase de crecimiento es clave para aprovechar los beneficios que produce. Quizás en un próximo artículo podamos detallar sobre mecanismos para detectar el "Efecto Streisand".

Crédito de imagen: netambulo.com